#EquilibraTuVida

El bruxismo y la relación con la salud mental y física

18 Agosto de 2017

El burxismo es el hábito inconsciente que tienen las personas de apretar o rechinar los dientes, lo cual, puede causar molestias en diferentes partes de la cabeza y afecciones a la salud oral.

Estados de nervios, ansiedad, las preocupaciones y el estrés afectan la parte emocional y psicológica del ser humano, además, también se ve perjudicada de maneras directa la parte física. Una de las formas de reflejar dicho mal es el hábito del burxismo.

Se presenta más que todo cuando las personas duermen, puesto que, sin darse cuenta, realizan movimientos involuntarios de su mandíbula para apretar o rozar los dientes fuertemente a causa de un alto estrés o preocupaciones de su vida cotidiana que normalmente no detecta estando despiertos y por ende su reacción inconsciente ante dichas situaciones termina afectando su dentadura a largo plazo.

Los síntomas del burxismo son; contracciones rítmicas de los músculos de las mandíbulas, sonido de rechinado durante la noche, músculos de las mandíbulas tensos o doloridos, dolor en el rostro por un lapso de tiempo largo y constante e hinchazón a un lado de la mandíbula por el rechinado dental.

Esta problemática puede desencadenar problemas de erosión y sensibilidad dental, zonas planas y desgastadas, rupturas de encías, entre otros. Así mismo, trastornos de sueño como la apnea, los ronquidos y constantes interrupciones a la hora de descansar también ocasionan burxismo.

Finalmente, el tratamiento para prevenir esta conducta que afecta la salud física es usar protectores bucales a la medida, cambiar el estilo de vida si es muy estresante y pesado, sobrellevar los problemas cotidianos y detectar el problema tiempo, no dejándolo avanzar para atacarlo de inmediato y que no traiga consecuencias irreparables a futuro.

Fuente: culturizando.com

Otras noticias